9 Jun, 2016

Corporación y transformación digital

Estaba encantado, tenía un asiento en una fila para mí solo, es decir, de ventana y pasillo a la vez. Con la posibilidad de reclinarme sin molestar a la persona que ocupaba el asiento posterior. Con mi pantalla para ver películas, escuchar cualquier tipo de música y conectarme a internet. Una nevera con botellas de agua fría, caramelos y hasta un baño junto a la puerta trasera del autobús por si tenía la necesidad.

….

Seguramente, hacía casi 20 años que no viajaba en autobús. Desde entonces, había decidido que, ir en coche, era mi mejor opción si quería ir a algún destino dentro de la península. Quizá compartir viaje con muchas personas nunca ha sido una de mis preferencias. Quizá me apetece ir mas tranquilo, sin gritos, sin distracciones, pensando en mis cosas, con mi música y, si es necesario, cambiar de ruta o parar cuantas veces quiera.

Por una vez en muchos años no eché de menos conducir mi coche o ir en el coche de un familiar o un amigo. La tranquilidad y la comodidad que me brindó esta alternativa será difícil de olvidar. Probablemente, si tengo que repetir ese viaje lo haga de esta manera.

Viajar así fue un gran acierto, fue una gran experiencia.

corporacion

Ya desde la búsqueda de billetes en internet fue una experiencia agradable por la facilidad de poder encontrar el destino, el día, la hora y el precio mas adecuado. Para mi sorpresa, este último concepto, en algunos horarios, es realmente competitivo. Si a esto le sumamos que, con sólo decir tu nombre e identificarte ante el conductor, ya puedes subir y tomar tu asiento en el autobús, sin billetes, sin papeles.

Eliminamos trámites, eliminamos problemas.

Viajar en autobús puede ser un claro ejemplo de la transformación digital que estamos viviendo. Quizá sea un proceso más ligado a la evolución y a la adaptación de los tiempos, pero si se quiere ser competitivo hay que ponerse al día y digitalizarse. Los nuevos usuarios de autobús, la nueva demanda, así lo exige.

Los cambios más significativos que pude apreciar mejoraron mucho mi percepción de la calidad del servicio. Además de la confianza y la tranquilidad que me transmitieron. Detalles como: la usabilidad de su página web, la sencillez de sus explicaciones on line, la uniformidad de los empleados y conductores, la comodidad del servicio y, por supuesto, el trato, mucho más cercano y afable.

Elementos que distinguen a un gran servicio.

No somos los únicos que apostamos y estamos inmersos en un continuo proceso de transformación digital. Desde hace tiempo, profesionales tan reconocidos como Juan Merodio, nos ponen al día de las novedades dentro de este campo de actuación de las empresas.

Para él, como para nosotros, la transformación digital no sólo es lo que concierne a internet y lo que está relacionado con él. Es la integración de todas las partes y procesos de un negocio en formato digital, es decir, cada departamento o actividad de una empresa deben adquirir elementos digitales para su funcionamiento.

La transformación digital se basará, así, en seis pilares fundamentales:

  • Marketing
  • Publicidad
  • Estrategia
  • Análisis
  • Cartera de negocio o clientes
  • Liderazgo

Tal como podemos ver en el siguiente…

…cuadro de transformación digital:

transformacion-digital

(Imagen del blog de Juan Merodio)

La historia de ALSA, ha sido el ejemplo de evolución, de adaptación y de transformación durante sus más de 100 años de historia. En muchos momentos tuvieron que renunciar y asumir grandes costes con el objetivo de alcanzar un futuro mejor. ALSA, una historia de mejora continua para llegar a ser una gran compañía, una gran corporación del transporte de personas. ¡Enhorabuena!

Para nosotros, a partir de hoy, ALSA será un ejemplo de lo que se debe hacer a la hora de realizar una transformación digital en una empresa. Los pasos dados por esta corporación son para nosotros un ejemplo a mostrar a nuestros clientes. Al igual que ellos, ahondaremos en que el esfuerzo y el sacrificio por cambiar y mejorar, a pesar del coste que nos suponga hacerlo, siempre merecerá la pena. La mayoría de las veces, dejar atrás procesos o equipos que en su día fueron muy válidos y que hoy son obsoletos pueden marcar la diferencia en un mundo lleno de competidores.

Tampoco olvidamos que hay muchas grandes empresas que también han realizado con éxito su transformación digital, pero en este caso, en el ejemplo de hoy, han sabido transmitirlo y compartirlo con sus clientes y usuarios correctamente. En esta pequeña agencia pensamos que…

…debemos llevar la transformación digital a mas personas.

Como dice Alex Rovira: “En la vida, es así en cada momento clave, tenemos que renunciar a una parte de lo que somos para llegar a ser lo que de verdad podemos ser. El cambio no resulta gratuito, desde luego, y únicamente nos alimenta si nos dirige a la transformación.”

¿Estás preparado?

¡Transfórmate!

Jorge Jiménez Suárez

4 Comentarios

Deja un comentario