15 Mar, 2013

Redes sociales, para gente encantadora.

 

“Suegra”

Este fue el primer spot de una larga serie de anuncios que conformaron la campaña de Citroën, “Gente encantadora” (Nice people) en los años 70. En esta campaña, por primera vez, para hablar de un coche, se habla de las personas, de sus historias, de su vida. La magia de cómo una conversación cotidiana, puede hacernos ver cosas que antes no apreciábamos, de entender algo que no comprendíamos y de predisponernos a actuar. Algo llamativo, rompedor, casi transgresor, como al menos, así lo calificó su creador, Stanley Bendelac.

Delvico, bajo el mando de Stanley, fue la agencia que realizó esta campaña. Una agencia que recibió, muchos halagos, reconocimientos y premios por esta larga serie de spots.

¿Por qué?

Porque su concepción era natural, sin malicia, amena, simpática, extrovertida, original. En definitiva, dirigida a gente encantadora.

Si antes el público podía o quería sentirse identificado con este tipo de personajes en los anuncios televisivos, hoy en día, tienen la oportunidad de hacerlo en las redes sociales. Todos quieren hablar, opinar, debatir, escuchar, aprender, ver, sentir, participar. Los usuarios por primera vez llevan la voz cantante, son receptores de contenidos y creadores de contenidos. Pueden compartir fotos, vídeos, mensajes y recibir consejo de los usuarios a los que otorgan su confianza.

Las empresas llevan tiempo intentando enfrentarse con esta nueva situación. Muchas están cerca de sus consumidores a través de las redes sociales más populares. Las grandes marcas han logrado que sus seguidores, usuarios y clientes interactúen en la red con ellos, logrando un retorno de información (feedback) muy valioso para seguir mejorando, para seguir reteniéndoles, para seguir fidelizándolos y lo que es mejor, un cliente satisfecho es el mejor vendedor de una marca. Comparte su experiencia y es escuchado por otros como él.

Otras empresas, sin embargo, aún no han dado el paso a poder interactuar con sus clientes, a escucharlos, a atenderlos como personas. Muchas incluso se preguntan el sentido de  las redes sociales y la conveniencia o no de su presencia en internet. No entienden los beneficios que su presencia les puede aportar, no comprenden lo necesaria que es tener una adecuada estrategia de comunicación en la red. Aún no han aplicado las nuevas herramientas de comunicación que las nuevas tecnologías nos brindan, aún a riesgo de quedarse obsoletos.

Si mejoramos nuestros procesos productivos, si mejoramos nuestros procesos de compras, si mejoramos nuestros procesos de venta, si mejoramos todos los procesos de la cadena de valor de nuestra empresa ¿por qué no mejoramos nuestros procesos de comunicación? Si sabemos que día a día los canales de comunicación están en continua mejora e innovación, ¿por qué no desarrollamos una estrategia de comunicación on line?

Para poder llevar a acabo una estrategia de comunicación on – line, hay que tener claro que internet es una gran conversación entre personas. Personas que demandan y comparten información, para aprender, para mejorar, para solucionar un problema. Personas que se acercan a las marcas para conversar y ser atendidos, para intercambiar vivencias, impresiones y contenidos. Personas que tienen una necesidad. Una necesidad que las marcas pueden satisfacer.

¿Cómo?

Teniendo presencia en internet.

¿Cómo?

Siendo encantadores.

Jorge Jiménez Suárez

 

 

2 Comentarios

Deja un comentario