17 Mar, 2016

Un reto, fuerza de voluntad, espíritu de superación.

Para ella suponía un reto personal. Sus nuevas obligaciones con los hijos de Luke cada vez le ocupaban mas tiempo. Había vuelto a llegar tarde a su trabajo y su jefe echaba humo. Todos la esperaban. Las modelos, perfectamente arregladas, se deshacían agasajando al asistente. No se lo pensó dos veces, hizo varias fotos rápidas y se marchó ante la sorpresa de su jefe.

– «No me puedes hacer esto Isabel» – protesto él.

– «Que lo retoquen en postproducción y trabajo terminado…» – le contestó.

– «A este paso, perderé mi trabajo.» – pensó ella.

….

Isabel Kelly era una reconocida fotógrafa de moda. Su vida giraba en torno a su profesión. Luke, su nueva pareja, se había declarado y ella había decidido corresponderle. Él estaba divorciado y tenía dos hijos: Anna y Ben. Por lo que a partir de ese momento tenía que congeniar con ellos al compartir con ellos la mitad de su tiempo.

No lo tenía fácil, sus métodos modernos eran rápidamente contrarrestados por Jackie, la madre de los niños. Su experiencia en su campo es incontestable. Además no se lo pone fácil. Los niños tampoco. Aún así no se rendiría, había decidido que quería estar junto a Luke y debía ser aceptada como una más de la familia.

¿Sería capaz de conseguirlo?

reto

Jackie, a pesar de las trabas que le pone a Isabel, ve en ella, poco a poco, aspectos interesantes de los que puede aprender y sacar partido. También irá aceptando que Isabel es el futuro de sus hijos y por lo tanto, aunque sea exigente con ella, la transmitirá sus conocimientos para garantizar el bienestar de los niños.

La hará pasar por pequeñas pruebas de aptitud y actitud frente a los problemas y ver cómo los resuelve. Y lo que es más importante, cómo ayuda a sus hijos a superar el día a día. Esto hace que se tenga que ocupar cada día más de los niños y acabará perdiendo su trabajo. Por lo que…

…consigue conocer su pasado para enfrentarse al futuro.

Nos pasa a diario a todos. El tiempo nos hace madurar. La inexperiencia inicial de nuestra etapa profesional se suple con osadía y valentía en algunos casos. Aunque el esfuerzo, la constancia y la voluntad acaban creando en nosotros un espíritu de superación muy fuerte y nos hace capaces de afrontar cualquier situación con garantías.

Los fuertes cambios que se están produciendo en todos lo que nos rodea no tendrían sentido si no compartiéramos el esfuerzo que ha supuesto llevarlo a cabo por muchas otras personas antes de que hubiéramos nacido. Personas que en un momento creyeron en algo, aceptaron el reto, pusieron todo su empeño y su fuerza de voluntad para realizarlo. Y aunque muchas no tuvieron oportunidad de disfrutarlo, si dejaron su legado para que muchos otros lo disfrutaran.

Personas que en muchos momentos pudieron fallar o no acertar y tener que buscar otro camino hasta alcanzar lo que buscaban. No olvidemos que en las diferentes etapas de nuestra vida personal y profesional siempre hay tiempo para reinventarse y cambiar las situaciones difíciles en buenas oportunidades.

Lo nuevo vende, pero lo auténtico también.

Por eso, las nuevas generaciones están cada vez más preparadas. Las generaciones anteriores han trabajado y seguirán trabajando para que así sea. Porque sin su base de conocimiento y su experiencia es muy difícil superar los nuevos retos del futuro. Necesitamos apoyarnos en ellos.

superate

Isabel, finalmente, conseguirá ganarse el cariño, la confianza y el respeto de su nueva familia. No sólo ha aprendido y se ha adaptado a las costumbres y los hábitos de su nueva familia, si no que les ha dado un valor añadido, les ha dado algo más, algo que es parte de ella y que a partir de ahora formará parte de todos ellos: el espíritu de superación y la fuerza de voluntad.

Los nuevos profesionales deberán poner empeño en controlar muchos de los conceptos tradicionales si quieren ser aceptados y reconocidos en su trabajo. Lo nuevo y joven, con lo viejo y maduro, son conceptos y estados que convergen. Con el tiempo, están obligados a entenderse. Los mayores deben traspasar su experiencia a los jóvenes para que les sirva de base para afrontar el futuro. Es necesario, es ley de vida.

En nuestra profesión, el mundo off-line sigue proporcionando una buena base a los profesionales. Pero la incorporación del mundo on-line a todos los ámbitos harán que quede muy poco del mundo tradicional. Aunque seremos muchos los profesionales pioneros los que lideremos esos cambios. Ya que…

…la transformación digital ha llegado para quedarse.

Como reza el dicho popular: «Hay una fuerza motriz mas poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica. Esa fuerza es la voluntad».

¿Aceptas el reto?

¡Mantén firme tu espíritu!

Jorge Jiménez Suárez

Deja un comentario